Por el quinto partido

Los mexicanos tienen una queja con su técnico Juan Carlos Osorio; Nunca saben quién estará en la formación titular.
Bajo la conducción del colombiano, México usa diferentes esquemas tácticos en cada partido. En 46 encuentros rumbo al Mundial de Rusia, la selección no ha repetido alineación ni una sola vez.
Al principio los convocados afirmaban que les gustaba la forma de juego, pero recientemente los cuestionamientos comenzaron.
“Es momento de dejar los experimentos”, reclamó el arquero Guillermo Ochoa tras una derrota por 1-0 ante Croacia en marzo pasado. “Debemos concentrarnos en cómo jugamos nosotros como equipo”.
Osorio ha reiterado que no tiene planes de cambiar su estilo porque fue ése el que les dio el pase a la Copa del Mundo.
El objetivo es el mismo: Pasar la frontera de los octavos de final _”el quinto partido”, como se machaca en la prensa mexicana.
México alcanzó la segunda ronda en sus últimas seis participaciones mundialistas, pero no pudo ir más lejos. Solo lo ha conseguido como anfitrión en 1970 y 1986.
Una mirada a la selección de México:

Técnico
Osorio fue entrenador de acondicionamiento físico con el Manchester United de Alex Ferguson. Ganó cuatro títulos de liga en Colombia y dirigía al Sao Paulo de Brasil cuando a finales de 2015 aceptó tomar el puesto de seleccionador del “Tri” para reemplazar al consentido de la afición, Miguel Herrera.
El éxito de Osorio en su país, donde ganó un cetro con Once Caldas y tres con el Atlético Nacional, se fundamentó en gran medida en las constantes rotaciones. La idea es neutralizar a su oponente, ajustando las formaciones dependiendo del rival en turno.
Eso funcionó a la perfección en las eliminatorias mundialistas, en que México consiguió el primer puesto del Hexagonal por primera vez desde 1998.
Pero su éxito no ha sido tan bueno en otras competencias internacionales y el timonel es criticado porque el equipo carece de un estilo propio.
México sufrió la peor derrota de su historia al ser goleado 7-0 por Chile en la Copa América Centenario 2016, un año más tarde fue superado 4-1 por Alemania en las semifinales de la Confederaciones de Rusia y luego quedó eliminado en las semifinales de la Copa de Oro.
“Mucha gente dice que los últimos años han sido buenos, pero yo no estaría tan seguro de eso”, dijo Manuel Lapuente, quien dirigió a la selección mexicana en Francia 1998, a The Associated Press. “Fracasamos en la Copa América, fracasamos en la Copa de Oro y en la Confederaciones. Se puede decir que lo hicimos bien en la eliminatoria, pero, ¿adivina qué? en el Mundial no vamos a jugar ante esa clase de rivales”.

Rafael Márquez,
el eterno capitán
Rafael Márquez, quien actualmente milita en el club Atlas, es considerado el mejor defensa de México, por lo que asistirá por quinta ocasión como seleccionado nacional a una Copa del Mundo.
Su debut con la escuadra tricolor fue en el Mundial de Corea Japón 2002, con el técnico Javier Aguirre, en la que además fue capitán. Después fue convocado por el argentino Ricardo La Volpe para asistir a Alemania 2006.
En la justa mundialista de Sudáfrica 2010, “El Káiser”, dirigido por el “Vasco” Aguirre, destacó por anotar el gol del empate en el partido inaugural y dio una asistencia al delantero Javier “Chicharito” Hernández quien metió el único tanto de México ante Francia, duelo que concluyó 3-1, por lo que fue eliminado.
En Brasil 2014 se convirtió en el primer mexicano en capitanear la selección por cuatro Copas del Mundo consecutivas e impuso el récord de más partidos como mundialista, con 16.
Además, marcó un gol contra Croacia y se convirtió en el único defensa que marca un tanto en tres ediciones diferentes del torneo. Y para Rusia 2018, el colombiano Juan Carlos Osorio lo llamó para liderar al conjunto mexicano.
Entre el palmarés de “Rafita”, quien debutó con Atlas en 1996 y jugó hasta 1999, se encuentra el campeonato de la Liga 1 de Francia, con el Mónaco, así como Súper Copa y la Copa de la Liga.
En 2003 fue comprado por Barcelona, pero un año después logró ser titular y ganó cuatro Ligas de España, dos Champions League, tres Súper Copas y Copa del Rey, así como un Mundial de Clubes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: