Cuatro lesionados, 2 de ellos prensados

Por manejar cansado, César Iván Avila provocó un brutal accidente en el kilómetro 5 de la carretera Tzucacab-Peto, cuando dormitó al volante, invadió el carril contrario y se impactó de frente contra una camioneta Windstar.
El aparatoso percance dejó como saldo 4 heridos, de los cuales 2 terminaron prensados y con múltiples fracturas expuestas.
Los hechos ocurrieron poco antes del mediodía del lunes, cuando César Iván Avila, de 30 años de edad, manejaba de poniente a oriente una camioneta Chevrolet Tornado gris, placas YN-2532-B de Yucatán.
Según sus familiares, estaba cansado y pretendía manejar hasta Peto para pagar su recibo de corriente eléctrica.
Al llegar al kilómetro 5 de la vía Tzucacab-Peto, el novato conductor dormitó e invadió el carril contrario al que circulaba. Por desgracia, un brutal golpe lo despertó y ya estaba prensado en su camioneta. Su vehículo quedó en medio de los dos carriles, en dirección contraria a la que circulaba y con el frente totalmente destrozado.
César Iván Avila había chocado de frente con una Windstar roja, matrícula ZAL-44-41 de Yucatán, conducida por Mamerto Pech Rojas, de 65 años de edad.
Por el brutal impacto, la Windstar terminó con el frente destrozado y fuera de la cinta asfáltica.
En la camioneta roja, que circulaba de oriente a poniente, además de Mamerto Pech, venían como pasajeros un adulto que cargaba a un niño de escasos 2 años de edad. El pequeño y su padre fueron trasladados al hospital comunitario de Peto, pues resultaron con fuertes golpes y escoriaciones.
Al lugar llegaron elementos de la Policía Municipal de Peto y Tzucacab y efectivos de la Policía Estatal, quienes acordonaron el área y dirigieron el tránsito para evitar otro percance en la transitada carretera del sur del Estado.
Paramédicos de la ambulancia 21-J de la SSP estabilizaron a los conductores de ambas camionetas, mientras que los bomberos del carro-pipa 845 de la SSP realizaron maniobras para liberar a los lesionados que acabaron prensados en sus respectivos vehículos.
Cabe señalar que al lugar llegó un grupo de médicos y enfermeros y la ambulancia de emergencias del Hospital Comunitario de Peto, que se unieron a las labores de los paramédicos para agilizar el protocolo de urgencias, a fin de que los heridos fueran traslados lo más pronto posible a un hospital de la capital yucateca.
Como hemos mencionados, dos lesionados fueron atendidos en el Hospital Comunitario de Peto y los conductores Iván Avila y Mamerto Pech fueron canalizados a la ciudad de Mérida al presentar múltiples fracturas expuestas.
La tarde de este mismo lunes, los vehículos fueron retirados del lugar para liberar completamente el flujo vehicular en la carretera Tzucacab-Peto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: