Congreso cómplice

El Senado de la República en la próxima legislatura, por primera vez en la historia del país será más importante que el Presidente de la República, pues deberá ser un contrapeso para quien gane y no un cómplice como ha sido durante las últimas administraciones, dijo Manuel Clouthier Carrillo, candidato independiente al Senado de la República en entrevista con SinEmbargo.
El Senado de la República por primera vez en la historia del México moderno será más importante que el Presidente de la República. No me importa quién gane [la elección presidencial], pero estoy convencido que gane quien gane necesita tener un Congreso que sea contrapeso y no cómplice. Todos los excesos que hemos padecido los mexicanos de presidentes de la República, gobernadores, todos, fueron avalados por los congresos cómplices”, afirmó.
Clouthier Carrillo formalizó hoy su registro ante el Instituto Nacional Electoral (INE) con sede en Sinaloa, con 51 mil 169 firmas recabadas, de las cuales el órgano electoral validó 47 mil 593.
Además del ingeniero Clouthier, otros seis representantes independientes formalizaron su presencia en las boletas electorales del próximo 1 de julio, para competir por un espacio en la Cámara Alta: Lorenzo Ricardo García de León Coria, por Baja California Sur; Pablo Abner Salazar Mendiguchía, por Chiapas; Soledad Romero Espinal, por Guerrero; José Pedro Kumamoto Aguilar, por Jalisco; Raúl González Rodríguez, por Nuevo León, y Obed Javier Pérez Cruz, por Tlaxcala.
En entrevista con este diario digital, el candidato sinaloense -quien ya ocupó una curul en la Cámara de Diputados en el 2015 por la vía independiente- aseguró que los parlamentos fueron creados para ponerle límites al poder absoluto del rey, y hacerle escuchar al pueblo a través de las leyes, pero en México esa esencia se perdió.
Manuel Clouthier recordó que en el 2012 se inició la lucha jurídica y política por la conquista de las candidaturas independientes y en el 2014 se logró arrancarle al sistema político de partidos 70 años de dominio absoluto sobre los perfiles que llegaban a un puesto de elección popular que primero “debían lamerle las botas al Presidente”.
“En el 2012 el INE me negó el registro como independiente, pero conquistamos este derecho humano que tenemos los mexicanos de votar y ser votados, sin tener que estar en un partido político. Pero esta Ley es restrictiva al ejercicio del derecho humano de participación política, pero eso se verá. En el 2014 logramos que se regule el derecho y en el 2015 fue el debut de las candidaturas independientes, después de que se nos negó por 70 años ese derecho”, recordó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: